Bocados de realidad: «derechos» arancelarios

Contenedores
Contenedores

¿Han esperado alguna vez tres meses por un producto del que pagaron el precio y el transporte, para enterarse, cuando por fin llega, que les toca pagar aduanas para recibirlo? Por lo que se ve en la web, es un conocimiento bastante común. A mí es la primera vez que me pasa. Por supuesto, no me sorprende que haya derechos arancelarios (si bien no soy partidaria, puesto que las barreras comerciales siempre provocan más daños que beneficios). Lo que me sorprende son las proporciones.

Según leo aquí, tan sólo están exentos de estos «derechos», las cosas que valen menos de 22 euros. De 22 hasta 150 euros uno ha de pagar el IVA (que en mi caso calcularon sobre el importe en dólares como si el lugar de origen del paquete no supusiera suficiente pista respecto a la moneda) y unos gastos administrativos de 13,50 euros (más IVA, claro). Por una compra de 60 euros salieron así 30 euros en concepto de «derechos». ¿No es esto una considerable barrera de entrada y un abuso?

Agravante: lo que llevo leído en blogs y foros sobre la gestión aduanera me hace pensar que, las dos anteriores veces que me enviaron el paquete por correo normal (que por eso ha tardado tres meses), éste debe de haber sido parado en alguna oficina aduanera quién sabe dónde. ¿Lo tramitarán alguna vez?

4 comentarios sobre “Bocados de realidad: «derechos» arancelarios”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.